08 marzo, 2007

Edgar.

¿Quién recibe derechos de autor cuando decimos eso de que “Internet está lleno de posibilidades”? ¿Quién cobra por haber inventado esa frase? Espero que nadie, porque no tendría sentido: en el debate sobre Internet ya no cabe hablar de autores. Lo mejor que puedes hacer cuando te conectas es aprovecharte de la obra ajena. Entendiendo por obra todo aquello que la gente cuelga, así, en general. Desde un archivo de música hasta, por ejemplo, un vídeo como el de Edgar cayendo al río. ¿Lo habéis visto? Es una estupidez: un crío mexicano que se mete un castañazo. Lo curioso del asunto es que el vídeo se ha convertido en uno de los más buscados de youtube. Y de la noche a la mañana, Edgar es un icono: un referente pop que funciona, a su vez, como motivo de inspiración para otros. A partir de aquí las posibilidades de reinterpretación del vídeo original no sólo son infinitas, sino que resultan más y más interesantes a medida que consolidan la naturaleza icónica del pobre Edgar. Por ejemplo: acaba de hacerse un anuncio con él. ¿Hasta dónde llegará el fenómeno? Aquí os pongo tres vídeos. Vedlos y sacad vuestras propias conclusiones.

P.S. Para pensar estas cosas me ha resultado muy útil leer Referencial.

3 comentarios:

Anadja dijo...

La grandeza de youtube, es que los contendidos no los proveen sus dos creadores, que, se han forrado con la idea, por cierto, sino que lo hacemos los demás, esto es todos. A m me parece alucinante que Edgar se haya podido convertir en un icono de Internet. Me encanta.
¡¡Si no estás en youtube, ya no eres nadie!!

Magapola dijo...

Ya a cuallquier cosa se le llama "pop"...

Rfa. dijo...

Por supuesto que sí, querida Magapola: el error sería restringir el ámbito de lo que entendemos por Pop. O elevar su consideración más allá de lo banal.